ITALIA REPUDIA LA GUERRA

 

 


ITALIA REPUDIA LA GUERRA

El anunciado ataque de misiles USA a Siria, corre el riesgo de hacer explotar un conflicto de resultados imprevisibles, en el Mediterráneo.

La Republica Árabe de Siria, Estado soberano, miembro de las Naciones Unidas, está sujeto, desde 2011, a una guerra de agresión. La misma está comandada por los Estados Unidos de América y por otras potencias de la NATO, por Israel y por las monarquías del Golfo.

Durante años, a través de una red internacional organizada por la CIA, organizaciones terroristas fueron financiadas y armadas, incluyendo el ISIS, para derrumbar el Estado Sirio, desde el interior, como ya habían hecho con el Estado Libio. Sin embargo, el plan no funcionó después de la intervención rusa de apoyo a la República Árabe Siria.

Como pretexto del anunciado ataque de misiles y sin ninguna prueba, Washington acusa al gobierno sirio de haber usado armas químicas, ignorando el hecho de que Siria completó, en 2014, el desarme químico bajo el control internacional. Sin embargo, existen pruebas de que el Pentágono, proporcionó, a través de una empresa militarizada, armas químicas y entrenamiento a grupos terroristas en Siria.

Siempre que los EE.UU. quieren agredir algún país, desenvuelve una acusación falsa para atacarlo; por ejemplo: en 1964, organizaron el “incidente del Golfo de Tonkin” (demostrado como falso) para bombardear el Vietnam del Norte; en 2003, acusaron Irak de poseer “armas de destrucción masiva” (expuestas después como no-existentes), para atacar e invadir ese país.

El anunciado ataque de misiles USA a Siria es, en realidad, una especie de declaración de guerra a Rusia, hecha por el presidente Trump vía Twitter: “Rusia que se prepare, nuestros misiles están llegando, bellos, nuevos e “inteligentes!”. La respuesta de Moscú fue comedida, pero al mismo tiempo, inflexible – advirtió que las fuerzas rusas en Siria, derrumbarían los misiles. De este modo, se crea el más grave estado de tensión desde el final de la Guerra Fría hasta los días de hoy.

En esta fase nueva y aún más peligrosa, de la escalada USA/NATO contra Rusia, Italia está en la primera fila. Los buques de guerra que se preparan para atacar Siria, están subordinados al Comando de las Fuerzas Navales de los EUA, en Europa, cuyo cuartel general está en Napoles-Capodichino. Este comando está bajo las órdenes del Almirante que también comanda la Fuerza Conjunta NATO, con cuartel general en Lago Patria (Nápoles). La operación bélica está apoyada por la base aeronaval USA de Sigonella y por la estación americana de Niscemi, del sistema MUOS de transmisiones navales.

Italia debe alejarse, completamente, de esta estrategia de guerra, que transgrede nuestra constitución, particularmente el principio establecido en el Artículo 11: “Italia repudia la guerra como instrumento de ataque a la libertad de los otros pueblos y como medio de resolución de controversias internacionales”.

La presencia, en nuestro territorio nacional, de comandos y bases militares americanas y la adhesión a la NATO, bajo el comando de USA, imposibilitan a la República Italiana de hacer sus elecciones autónomas, sobre política externa y militar, decretadas democráticamente con base en los principios constitucionales.

COMSIÓN NO A LA GUERRA NO A LA NATO
Traductora: MR